Gerald Cotten, el hombre que murió y se llevó a la tumba la contraseña para acceder a US$190 millones en criptomonedas

Suele decirse que las criptomonedas son un área de inversión riesgosa, pero lo sucedido la semana pasada en Canadá le sumó un peligro hasta ahora impensado.

Los inversores en Quadriga, la mayor plataforma de cambio de criptomonedas del país, no pueden acceder a fondos de hasta US$190 millones (incluidos más de US$50 millones en divisas) por culpa de una contraseña.

La clave parecería haber desaparecido junto con el fundador y director de la compañía, Gerald Cotten, quien murió de forma inesperada el 9 de diciembre en India.

El empresario de 30 años era la única persona habilitada para manejar los fondos y monedas, según Quadriga.

Y este jueves, ante la Corte Suprema de Nueva Escocia (Canadá), las autoridades de la compañía aseguraron que eran incapaces de acceder a las reservas.

De acuerdo con un documento firmado por la viuda de Cotten, Jennifer Robertson, la computadora desde donde su difunto marido hacía negocios "está encriptada".

"No sé la contraseña o cómo recuperar la clave", dijo.

"A pesar de repetidas y diligentes búsquedas, no he podido encontrarlas escritas en ninguna parte", declaró Robertson.

Problemas legales

Fundada hace 5 años, Quadriga se ha visto sacudida por problemas financieros a lo largo del ultimo año.

De acuerdo la cadena de televisión canadiense CNBC, la compañía tenía problemas de liquidez y, a principios de este año, el banco CIBC le congeló fondos de alrededor de US$20 millones.

Y, la semana pasada, en medio de las quejas de clientes por retrasos en los retiros de criptomonedas, la plataforma solicitó protección de sus acreedores.

En total la empresa tiene unos 115.000 usuarios entre los cuales hay desde inversionistas hasta particulares en busca de una opción más rentable que una simple cuenta de ahorros.

Pero los expertos estiman que ahora tienen pocas probabilidades de recuperar sus inversiones.

"He recibido correos y llamadas de personas diciéndome que perdieron todo el dinero de su jubilación", le dijo a CNBC Christine Duhaime, abogada fundadora del Digital Finance Institute.

"Quadriga llevaba mucho tiempo y llegó a ser la principal empresa de cambio en Canadá, así que creo que la gente pensó que su dinero estaba seguro", dijo.

El testamento

La muerte de Cotten fue anunciada en un mensaje publicado por la compañía en su página web y su Facebook.

Allí se detalló que el emprendedor falleció en Jaipur (India), donde estaba "abriendo un orfanato para proveer hogar y refugio seguro a niños necesitados".

Su prematura muerte se debió a complicaciones vinculadas a la enfermedad de Crohn, una condición inflamatoria crónica severa.

Pero el periódico The Globe and Mail reportó que el empresario había firmado un testamento el 27 de noviembre de 2018, solo dos semanas antes de su muerte.

En el documento, Cotten nombraba a su esposa como albacea y ejecutora y, según el periódico, en el mismo se reservaban US$76.000 para el cuidado de los dos perros de la pareja.

Pero el testamento no incluyó detalles sobre como acceder a los fondos de Quadriga en caso de muerte.

Y los usuarios de Quadriga también se quejan de que la plataforma continuó aceptando depósitos incluso después de su fallecimiento.

Esfuerzos en proceso

Qadriga dijo haber contratado a un investigador para ver si se podía recuperar la información.

Pero los esfuerzos hasta el momento solamente han tenido un "éxito limitado en la recuperación de unas pocas monedas", así como alguna de la información contenida en su computadora y su teléfono.

En un comunicado publicado el jueves pasado, Qadriga dijo que estaba trabajando para lidiar con "asuntos de liquidez, que incluyen esfuerzos para ubicar y acceder a nuestra muy significativa reserva en criptomonedas".

Y la compañía está en una corte de Nova Scotia para una audiencia preliminar sobre el posible nombramiento de la empresa Ernst and Young como un monitor independiente para supervisar los procedimientos.

Por lo demás, los problemas de la plataforma se dan en un contexto turbulento para las monedas digitales, que han visto car su valor significativamente.

Bitcoin, la más famosa de las criptomonedas, llegó a alcanzar un valor de casi US$20.000 en diciembre, pero desde entonces ha caído a menos de US$3.500.

El invento que permite usar el wifi para cargar el celular

Imagina poder cagar tu celular en apenas unos segundos con tan solo conectarte al wifi.

El ingeniero español Tomás Palacios ha desarrollado junto a su equipo de investigadores del MIT, el prestigioso Instituto Tecnológico de Massachussets, en Estados Unidos, un dispositivo capaz de hacer realidad ese sueño futurista.

Se trata de un pequeño aparato que transforma las ondas electromagnéticas del wifi en electricidad de corriente continua para alimentar smartphones, computadoras y todo tipo de sensores y tecnología wearable (como relojes inteligentes).

En realidad, la idea de usar esas señales como "cargadores" de dispositivos electrónicos no es nueva: a las antenas especiales que hacen posible esto se les llama "rectenas" (antenas rectificadoras).

Pero esta es la primera vez que se crea un dispositivo totalmente flexible para ese propósito y sin necesidad de utilizar una gran estructura.

Palacios y su equipo lo han creado a partir de un nuevo material llamado disulfuro de molibdeno (MoS2), uno de los semiconductores más finos del mundo.

Pero, ¿cómo funciona?

La antena recoge la señal wifi y se conecta al dispositivo, que contiene material semiconductor. Y entonces la señal se desplaza a través de ese material, que a su vez convierte esas ondas en electricidad, que puede alimentarse para recargar baterías o alimentar otro tipo de circuitos.

"Lo que presentamos es una nueva forma de alimentar los sistemas electrónicos del futuro usando la recolección de energía de las señales wifi", explica Palacios en un artículo publicado en el blog del MIT.

El científico también sugiere que este sistema tiene usos potenciales en grandes áreas:

"Cuando tienes uno de estos dispositivos, estás recolectando energía las 24 horas del día, los 7 días de la semana […] se podría cubrir el escritorio con un mantel electrónico y aunque solo esté en el escritorio, estaría recolectando energía todo el tiempo", le dijo a la revista Nature.

Aplicaciones en medicina

Otra posible implicación son los dispositivos médicos, añade otro español en el equipo, Jesús Grajal, de la Universidad Técnica de Madrid, que también participó en el desarrollo de este aparato.

Por ejemplo, los investigadores han comenzado a desarrollar píldoras que pueden ingerirse y recabar datos para hacer diagnósticos médicos.

"Lo ideal es no usar baterías para cargar esos sistemas porque si desprenden litio el paciente puede morir", explica Grajal. "Es mucho mejor recabar energía del entorno para alimentar esas pequeñas píldoras dentro del organismo".

En los experimentos realizados por el equipo de científicos, se ha comprobado que el dispositivo es capaz producir alrededor de 40 microvatios de potencia cuando se expone a los niveles típicos de las señales wifi (unos 150 microvatios). Eso bastaría para iluminar la pantalla de un celular.

Las pocas rectenas flexibles fabricadas hasta ahora operan a bajas frecuencias y no logran convertir las señales de wifi en suficiente energía para cargar un celular.

"¿Y si pudiéramos desarrollar sistemas electrónicos que envolvieran un puente o una carretera y así traer inteligencia artificial a todo lo que nos rodea?", se pregunta ahí.